negocio online

Gobierno propone cortar las “libres” a diputados

  • El año pasado el Estado dejó de percibir 2,280 millones de córdobas por exoneraciones

Gabriela Roa Romero [email protected]

Las enmiendas hechas por el Ejecutivo al proyecto de Ley de Ampliación a la Base Tributaria establecen, entre otras cosas, que los diputados sólo tendrán derecho a exonerar un vehículo durante todo el período que fueron electos.

Esta medida incluye a los diputados del Parlamento Centroamericano, según explicó ayer Fausto Carcabelos, director de la Dirección General de Servicios Aduaneros (DGA).

“El que quiera vehículos de lujo, licores importados, joyas y ropas de marca, sólo para mencionar algunos ejemplos, deberá pagar los impuestos”, subrayó Carcabelos.

Señaló que los vehículos de lujo no podrán ser exonerados por ninguna persona o institución, “pero los vehículos que dentro del sistema arancelario se considera de trabajo podrían estar sujeto a ser exonerados de impuestos dependiendo de las leyes que benefician a cada sector”.

Carcabelos y el director de la Dirección General de Ingresos (DGI), Róger Arteaga, dieron a conocer ayer los cambios que se hicieron al Proyecto de Ley después que según los funcionarios se revisó con varios sectores, entre los que citaron al Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep), la Asociación de Bancos Privados (Asobanp) y fabricantes de refrescos gaseosos.

La versión revisada se entregó a la Comisión de Asuntos Económicos de la Asamblea Nacional el viernes pasado.

“No se puede hablar de un consenso general, en algunos casos si logramos acuerdos, pero en otros tuvimos que mantener la posición, porque era difícil poder cumplir con los requerimientos que pedía el Fondo Monetario”, dijo Arteaga.

Reiteraron que las medidas del proyecto tiene como propósito fortalecer las exportaciones, generar empleo y estandarizar la posición de Nicaragua con el resto de países centroamericanos, según los titulares.

Además pretenden disminuir la brecha que existe actualmente entre ingresos y gastos del Estado (déficit fiscal).

El gobierno considera que si la Asamblea aprueba esta propuesta de ley el gobierno podrá recaudar cerca de 400 millones de córdobas adicionales este año y para el 2003 alrededor de 1,100 millones de córdobas extras.

CONTRA EXONERACIONES

Carcabelos comentó que legislación nicaragüense ha sido “pródiga” en conceder exoneraciones y exenciones de impuestos a diversos sectores.

Esto ocasionó que en el 2001 el Estado de Nicaragua dejó de percibir 2,280 millones de córdobas en impuestos que fueron exonerados a diferente sectores. En ese mismo año las aduanas recaudaron 2,437 millones de córdobas.

Aclaró que no se están creando nuevos impuestos, ni eliminando el derecho a exonerar impuestos que tiene la Policía Nacional y el Ejército de Nicaragua.

“Nosotros esperamos que el proyecto pueda ser aprobado antes del 15 de agosto, sin embargo aquí el ambiente político tiene mucho que ver en esto”, indicó Arteaga.

LAS “ENMIENDAS”

Los grupos analizados en el Proyecto de Ley son los relacionados al Impuesto sobre la Renta, los relativos al Impuesto General al Valor, el Impuesto Específico de Consumo y las exoneraciones.

Dentro del primer grupo se mantiene la derogación de la extensión del pago de IR a las ONG financieras.

Se grava con 10 por ciento el premio de Lotería cuando sea de más de 50 mil córdobas.

Se grava con tasa cero los productos de exportación y las enajenaciones e importaciones del arroz, azúcar, tortillas, huevos, leche, frijoles, carne de pollo, aceite comestible.

Se gravan los billetes aéreos con un 10 por ciento y a partir del 2003 con un 15 por ciento. El cemento sufrirá gravaciones escalonadas hasta llegar un 15 por ciento en el 2006.

El servicio de agua potable continúa gravando con tasa cero y el servicio de energía continúa igual.

Se va a reformar el sistema de depreciación acelerada, permitiéndose a conveniencia del contribuyente industrial, exportador y productor agropecuario y sólo para edificios, construcciones, maquinaria y equipo de producción, vehículos de transporte de mercadería y gastos diferidos.

Con respecto al Impuesto Específico de Consumo (IEC), se incluyen los jugos, bebidas y refrescos para equipararlos con las bebidas gaseosas.  

relaciones clientes