Médicos independientes denuncian que la población ha sido falsamente informada sobre el Covid-19

Por Voz de América

Médicos independientes que pertencen al gremio de la Unidad Médica Nicaragüense denunciaron el subregistro “intencional” de datos del Ministerio de Salud sobre la pandemia de coronavirus en el país.

El doctor Francisco Javier Núñez, vocero de esta organización que aglutina a más de 500 profesionales de la medicina, dijo a la Voz de América que dadas las características demográficas, socioeconómicas y culturales de la población en el país, el número de casos de la COVID-19 que se podría esperar oscilaría entre lo reportado por El Salvador y Honduras. Eso significa, dijo, alrededor de 300 casos.

“Porque nosotros si no hemos cerrado fronteras, si no hemos clausurado las clases en los colegios públicos, si no hemos cesado las manifestaciones, que más bien han estado estimulándose. ¿Cómo es posible que solo tengamos 10 casos? Eso nos traduce a nosotros que aquí hay un subregistro de los casos positivos”.

Los médicos independientes cuestionaron lo que denominan el manejo “inadecuado” de la información de los casos de coronavirus y lo consideraron “no profesional ni científico”, ya que no responde a las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud ni al Reglamento Sanitario Internacional.

“La población ha sido falsamente informada de que solo hay casos importados y que el riesgo es bajo, y los medios de comunicación pro gobierno incitan a conductas de riesgo que exponen al contagio individual y colectivo” asegura la Unidad médica.

Los galenos recomendaron al Ministerio de Salud que utilice la terminología de clasificación de casos de acuerdo a las definiciones de la OMS, “en las cuales no existe la nomenclatura usada por el gobierno, como caso contacto con otras nacionalidades, o caso en seguimiento responsable, o la técnica inédita a nivel mundial de descontar los casos confirmados que están utilizando, llegando al extremo de decir que al día de hoy solo hay un caso”, criticó Núñez.

Los médicos reiteraron la importancia de vigilar no solo los casos sintomáticos, sino los asintomáticos ya que existen estudios científicos que demuestran que “la mitad de la transmisión están ocurriendo a partir de personas asintomáticas”.

Mientras ciudadanos consultados por la Voz de América pidieron al gobierno claridad en la información divulgada sobre el manejo de la pandemia, como expresó Rosa Castro. “Pienso que debería ser más clara y darle más información al pueblo, y decir miren estimado pueblo les aconsejamos salir a hacer sus gestiones pero protegido, no llamar a manifestaciones, no promover la irresponsabilidad de la población, porque somos un pueblo de gente pobre y trabajadora”.

Mientras que Maritza López intenta aclarar la información recibida diariamente por los medios oficiales que afirman que los pacientes con COVID-19 se encuentran en estado delicado pero estable. “Pues que el está delicado pero a la vez esta estable, que no está grave. Porque grave es que ya paso a otra fase, aunque sobre el tema no entiendo claramente”. López aseguró estar tomando sus propias medidas de acuerdo a los difundido por medios de comunicación.

El Ministerio de Salud de Nicaragua brinda diariamente un informe oficial sobre el comportamiento de la pandemia en el país, y a la fecha los datos gubernamentales registran 11 casos confirmados, siete personas recuperadas y tres fallecidos, aunque las autoridades aseguran que los pacientes fallecidos tenían complicaciones previas de salud.

Mascarillas, el arma de los nicaragüenses contra el coronavirus

Mientras la vicepresidenta de la República, Rosario Murillo, reitera diariamente a la población que el país está preparado para enfrentar esta enfermedad y que se han tomado todas las medidas pertinentes para prevenir un brote de la pandamia.

Deja un comentario