Nicaragua recibe primera vacuna contra el Covid

El gobierno de Nicaragua oficializó este miércoles la llegada del primer lote de vacunas Sputnik V, de fabricación rusa.

De acuerdo a la información oficial, este primer lote ha sido donado  por la Federación Rusa y se usará para inmunizar a personas que padecen algún tipo de enfermedad crónica, tales como infección renal, cardiopatía, diabetes por mencionar algunas.

Muestra de la vacuna Sputnik V que llegó a Managua. Crédito: Medios Oficiales.

A principios de enero las autoridades habían informado que pretenden adquirir 3.8 millones de dosis de Sputnik V con la cual se vacunará a 1.9 millones de nicaragüenses.

Sin embargo, el gobierno aún no informa sobre cómo se desarrollará el proceso de inmunización en el país, esos detalles serán divulgados posteriormente afirmaron las autoridades.

Las vacunas

Sputnik V es la primera vacuna que llega a Nicaragua para combatir al coronavirus, el cual según cifras oficiales ha causado 6,445 contagios y 173 víctimas.

El país centroamericano también está a la espera que en los próximos días arriben al menos medio millón de dosis de la vacuna AstraZeneca, la cual forma parte de un donativo que impulsa la Organización Mundial de Salud, a través del mecanismo Covax.

Nicaragua también ha autorizado el uso de la vacuna de fabricación India, Covishield, cuyo primer envío aún se desconoce.

Parte del lote de vacunas Sputnik V. Crédito: Medios oficiales.

Abogan por plan transparente

La noticia del arribo de la vacuna Sputnik al país fue visto como algo sumamente positivo por el Comité Científico Multidisciplinario de Nicaragua, una entidad que aglutina a especialistas médicos que ha dado seguimiento al desarrollo de la pandemia.

Carlos Hernández, salubrista señaló que la seguridad y efectividad de la vacuna está garantizada internacionalmente por las instancias correspomdientes.

«Eso nos da mucha seguridsd y confianza de que es una vacuna adecuada para la protección de la población», dijo Hernández.

A juicio del especialista, un aspecto muy importante a seguir es la implementación de un plan de vacunación que sea de dominio público, y en el cual se detallen entre otros aspectos la cantidad de dosis, así como los críterios y protocolos a implementar durante el proceso de inoculación de la ciudadanía.

«En el sentido de la capacitación que ha tenido el personal que administrará esta vacuna, así como lo cuidados que deben tenerse en caso de presentar reacciones adversas a la vacuna», mencionó Hernández.

 

 

 

 

 

Deja un comentario