Informe de Human Rights Watch documenta panorama represivo en Nicaragua

En el año 2021 Nicaragua vio incrementada la represión política, prueba de ello fue que se desarrollo un proceso de votaciones unos marcados por la falta de garantías, con miles de personas huyendo del país, y políticos opositores siendo encarcelados, destacó el organismo Human Rights Watch (HWR, siglas en inglés).

La afirmación forma parte de su informe anual 2022 titulado, «América Latina: alarmante retroceso de las libertades básicas» que fue presentado este jueves 13 de enero.

«Las elecciones de noviembre en Nicaragua se llevaron a cabo sin las más mínimas garantías democráticas. De cara a los comicios, el Gobierno de Daniel Ortega detuvo y procesó arbitrariamente a críticos y opositores, incluyendo a siete candidatos presidenciales», señala el reporte.

Te puede interesar: Daniel Ortega comienza su cuarto mandato rodeado de pocos aliados

El documento evaluó la situación de los derechos humanos en cien países.

Aspectos puntuales

Al referirse a la crisis de Nicaragua, el organismo señaló que desde la vuelta de Daniel Ortega a la presidencia en 2007, se ha dado a la tarea de desmantelar los mecanismos de fiscalización y control interinstitucionales, para dar paso a la concentración del poder desde el Ejecutivo.

Además Ortega se ha encargado de callar las voces opositoras a su gobierno, y reprimido violentamente manifestaciones antigubernamentales surgidas en 2018, que se saldaron con más de 300 personas fallecidas y que más de cien mil nicaragüenses hayan huido del país.

Tan solo entre mayo y junio del 2021, fueron encarcelados cerca de 40 figuras de la oposición del país, entre ellos siete aspirantes presidenciales. Este grupo se sumo a más de cien personas que permanecen en las cárcales por oponerse al mandatario Ortega.

Recomendamos: Unos 120 periodistas de Nicaragua en el exilio desde 2018

El informe incluyó como una violación a los derechos humanos en Nicaragua el tema de la salud, especificamente sobre la estrategia para atender la pandemia del coronavirus.

También en el texto se da cuenta de los ataques dirigidos a defensores de derechos humanos y periodistas en el país.

«El Gobierno restringe la libertad de expresión de periodistas y medios de comunicación a través de amenazas, agresiones físicas, detenciones, investigaciones financieras arbitrarias, procesamientos arbitrarios y cierres forzosos», agregó.

Asimismo, indicó que tan solo entre agosto y julio de 2021 hubo el cierre de más de 45 oenegés en el país.

 

 

Deja un comentario