«El BCIE no es una instancia de derechos humanos»: Dante Mossi ante críticas de nicaragüenses

Voa Noticias

El presidente del Banco Centroamericano de Integración Económica , Dante Mossi este domingo en San José Costa Rica. Donaldo Hernández, VOA
El presidente del Banco Centroamericano de Integración Económica , Dante Mossi.

 

El economista hondureño y director del Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE), Dante Mossi, reaccionó este domingo ante las críticas de nicaragüenses que lo señalan de financiar al gobierno del presidente Daniel Ortega, cuyo gobierno está siendo cuestionado internacionalmente por violaciones a los derechos humanos.

Mossi quien participó en la toma de posesión del presidente de Costa Rica, Rodrigo Chaves, fue consultado sobre su viaje a Managua el pasado 5 de mayo, cuando sostuvo reuniones con el sector privado nicaragüense, así como con representantes del Gobierno.

En ese momento los opositores publicaron un comunicado donde tildaron al director del BCIE de “cómplice de Ortega” y le reprocharon que mientras anunciaba reuniones con empresarios locales, el presidente y vicepresidente de la patronal más grande de Nicaragua –Michael Heally y Álvaro Vargas respectivamente– se encontraban en una celda de máxima seguridad por razones políticas.

“El BCIE está siendo cómplice de Ortega al reunirse con una empresa privada cuyos directivos electos están encarcelados, por tanto, quienes se presentan a esta sesión lo hacen porque se les lleva con una pistola en la sien o porque son partícipes del actuar de la dictadura”, indicó un grupo de organizaciones opositoras en una misiva pública.

Al respecto Mossi llamó a los opositores a “recurrir a instancias apropiadas de derechos humanos” y se desligó de hacer comentario sobre las detenciones tanto de Heally como de Vargas, quienes el 29 de abril fueron declarados culpables del supuesto delito de “menoscabo a la integridad nacional” en un proceso señalado de ser “político”.

“Hay instancias apropiadas (para hacer denuncias) y en este caso el BCIE no es una instancia de derechos humanos. Yo instaría a las personas que tienen reclamos, validados o no, a que acudan a estas instancias para exponer sus casos”, dijo Mossi a la VOA.

El economista retó a los críticos del Banco Centroamericano a que si “tienen una convicción” fuerte de sus demandas, que se acerquen a los directores de cada país que votan a favor de la aprobación de préstamos del BCIE a Nicaragua.

“Cada país miembro vota, entonces yo llamo (a las personas) si hay una convicción muy fuerte de esto, a que se acerquen a los directores que son los que votan, la administración responde a cada país, sobre los programas de debates y aprobación del BCIE”, dijo Mossi.

Según el presidente de la entidad financiera, Nicaragua recibe una asignación anual de cerca de 600 millones de dólares anuales, al igual que Costa Rica y agregó que podría recibir más dinero en dependencia de las solicitudes que hagan.

“Nicaragua está en buenas relaciones con el banco para acceder a nuevos programas y proyectos, que los directores decidan aprobar o no, ese es otro tema, pero Nicaragua está en las mejores relaciones”, concluyó Mossi.

A raíz de las protestas en 2018 en Nicaragua, diversos grupos de oposición solicitaron a Estados Unidos y sus aliados de que los organismos multilaterales frenen los préstamos a Ortega.

El BCIE por su parte continuó el fluyo de apoyo económico a Managua aunque en marzo de 2020 suspendió un desembolso de más de 7 millones de dólares que estaban destinados a la Policía Nacional, la cual se encuentra sancionada por Estados Unidos.

 

Deja un comentario